Inicio / SEXO / Consejos y sugerencias / Cómo hacer un noruego o vikingo – Sexo oral

Cómo hacer un noruego o vikingo – Sexo oral

Hoy voy a hablar de una práctica sexual que me enloquece porque combina a la vez el sexo oral, la masturbación y la penetración con los dedos, con la lengua o con algún juguete: un noruego.

Sigue leyendo…

Sexo oral

Cómo hacer un noruego o vikingo

La verdad, no tengo ni la más remota idea de por qué lo llaman así. ¿Porque Noruega tiene un estado del bienestar que la sitúa en el tercer puesto del ranking mundial? ¿Porque muchos etimologistas creen que su nombre significa «el camino hacia el norte»? (Pues entonces debería ser «el camino hacia el sur», ¿no?). ¿Por sus raíces vikingas? Eso me cuadra más. Así que, en honor a la serie de televisión Vikings con Travis Fimmel como Ragnar Lodbrok, rebautizo la técnica como «Hacer un vikingo». ¿EH? ¿Qué dice el tocapelotas del fondo? ¿Que Ragnar Lodbrok fue rey de Suecia y Dinamarca, y Travis Fimmel es australiano? ¡Como si me importara! Calla y toma notas, listillo…

Hacerle un noruego a una mujer

Ya sabes que el ano está repleto de terminaciones nerviosas que, con una correcta estimulación, pueden conducirnos al orgasmo. Y también sabes que es una zona que requiere mayor estimulación para dilatarse y que, a nivel psicológico, es un fuerte tabú. Te aconsejo que primero acaricies el clítoris y la vagina para aumentar su deseo y romper su barrera mental.  ¿Cómo? De mil maneras, aunque un cunnilingus es una muy buena.

Cuando te esté pidiendo a gritos que te folles su ano, antes de hacerlo con tus dedos o con un plug anal, excítalo previamente con un anilinctus (bésalo, chúpalo y lámelo) o con un anilingus (penétralo con la lengua).

Después, todo será cuestión de imaginación: penétralo con los dedos o un plug anal mientras chupas su clítoris y te follas su vagina con uno o varios dedos; penétralo con el dedo corazón y su vagina con el dedo gordo, mientras tu lengua y tus labios juegan con el clítoris; penetra su ano y su vagina con un consolador doble mientras estimulas su clítoris con la boca o la lengua; penetra su vagina con la lengua mientras acaricias su clítoris con un dedo y te follas su ano con los dedos…

La postura sexual ideal dependerá del tipo de estimulación que quieras proporcionarle. Si es la del perrito, te resultará más sencillo chupar y lamer su ano; si se coloca a horcajadas sobre tu rostro, será más cómodo practicarle un cunnilingus.

Hacerle un noruego a un hombre

Lo mismo que he dicho sobre el ano de una mujer es aplicable al de un hombre, con una importante diferencia: su Punto P se encuentra a unos cinco centímetros  de la entrada. Antes de comenzar a estimularlo, puedes practicarle una felación. Cuando suplique que des el siguiente paso, hazle un anilictus o un anilingus mientras masturbas su pene.

Luego, dejaos llevar: penétrale con los dedos o un masajeador de próstata mientras chupas su pene y acaricias sus testículos; juega con su perineo con tu lengua y tus labios, mientras le penetras con un plug y masturbas su miembro con la otra; fóllatelo con la lengua mientras le masturbas con una mano y acaricias su perineo con la otra…

La postura ideal también dependerá del tipo de estimulación que quieras proporcionarle. Si es la del perrito, te resultará más sencillo chupar y lamer su ano; si se coloca a horcajadas sobre tu rostro, será más fácil la felación. Escoged la que os resulte más cómoda.

Últimos consejos

No creo que haga falta decir que tanto el ano como el pene, la vulva y la vagina son focos de transmisión de Infecciones de Transmisión sexual.

El ano necesita mucha lubricación. La saliva y el flujo vaginal quedan muy bien en las pelis porno, pero un buen lubricante es la opción correcta.

No estimules la vagina y el ano con el mismo dedo. La flora vaginal es muy sensible a las infecciones.

¡Y eso es todo, amigos! ¡No os hagáis los suecos y haced un noruego! ¡A que es bueno! (Risas histéricas). ¿Me has oído, Travis? ¿Travis? ¡Traviiiiiiis!

Recibe nuestra Newsletter

Y disfruta exclusiva y gratuitamente de:

– consejos
– vibradores
– posturas sexuales
– ofertas y promociones exclusivas
– y los mejores relatos eróticos.

* Información necesaria



Sobre Brenda B. Lennox

Brenda B. Lennox es el seudónimo de una escritora con varios premios literarios a su espalda. La máscara que le permite mostrar su lado más salvaje en textos que destilan crudeza no exenta de humor negro y poesía. La firma que avala su compromiso con la sexualidad como redactora para La Magia de los Sentidos. Podríamos decirte su nombre real, pero ha asegurado que después tendría que matarte. Y la creemos.

Un comentario

  1. todos deberíamos probar cosas nuevas y dejar la rutina de lado.

Deja tu comentario