Sexting matutino: Mensajes de amor, eróticos y sexuales para dar los buenos días

El sexting matutino es, por muchas razones, el que más nos cuenta sobre las intenciones de nuestras parejas; si nos piensan al despertarse e incluso si nos gozan mientras duermen. Pero, también revela nuestros sentimientos: ¿no has sentido nunca unas ansias irrefrenables por decir lo que anhelas o narrar parte del sueño húmedo que tuviste? ¿Sabrías redactarlo?

En este artículo te propongo 3 ejemplos de mensajes de amor, eróticos y sexuales para dar los buenos días a un hombre; y otros 3, para despertar el ánimo de una mujer. ¡Coge el móvil!

Sigue leyendo…

Sexting

Las relaciones de pareja siempre tienen un apartado complicado, que es  el de saber en qué estado de la misma se encuentran. Muchas veces, averiguamos cuáles son los sentimientos de nuestr@s amantes por las reacciones al recibir un SMS, Whatsapp, LINE… Pero, también nos dan una pista de nuestros deseos cuando nos los envían o cuando pasamos 10 minutos borrando y escribiendo las mismas palabras que queremos que lean.

Que vaya por delante que lo mejor es que suenes a ti mism@. Y, para ello, tienes que consultar con el corazón: ¿Es amor o “solo” se trata de sexo? ¿Quiero que sepa todo lo que siento? Y tampoco olvides que a la pregunta “¿Debo insistir aunque no responda?”; la respuesta es siempre “No”. Deja respirar y espera contestación.

Sexting para dar los buenos días a un hombre

Que sí, que cada uno es cada uno, pero (como diría mi abuelita) todos están cortados por el mismo patrón: si te pasas de explícita, eres de las que vive de la noche; si te quedas corta, eres una remilgada puritana; y, si le pones algo de  picante, eres una golfa, buscona que no merece más que un polvo ocasional. Pero esto te tiene que dar igual; como te dije, el mensaje ha de nacer de tus sentimientos y descontar estúpidos prejuicios (es más, si los tuviera, no merecería la pena tu tiempo). Pregúntate a ti misma y digitaliza la respuesta afectiva en tu móvil. Ahí van tres sugerencias:

El mensaje tierno

Hoy me desperté con una idea. No sé qué soñé pero, ¡qué importan las imágenes letárgicas cuando la vigilia trae tu nombre! Por si te preguntas cuál es la idea, consiste en que no me dejes dormir sola esta noche.

El texto sensual

No sé si quieres saber que amanecí agarrada a la almohada; clavando las uñas; pensando que eras tú… Mis pechos querían posarse sobre tu torso y mi sexo buscaba fundirse contigo bajo los primeros rayos de sol. Quiero darte los buenos días y que, cuando no podamos más, tú me regales el beso de buenas noches.

La propuesta carnal

Sin ti, la oscuridad es tormentosa: no puedo conciliar el sueño; te imagino sobre mí… Te imagino debajo mientras te cabalgo, y me toco hasta que jadeo y desespero por no poder morderte, abrazarte y caer exhausta a tu lado. No dejes que mis sueños hagan lo que mi cuerpo quiere que sean tus manos, tu lengua, tu miembro. Hoy, no puedo darte los buenos días, lo siento.

Sexting para dar los buenos días a una mujer

¿Cómo excitar a una mujer? Pues ya sabes que la respuesta depende de cada una, pero la mayoría lo queremos todo: romanticismo, juegos eróticos y batalla sexual. Y, sobre todo, lo que no queremos es a alguien que nos presione o nos falte al respeto; ante todo, nos gustan las personas sutiles y con ingenio; y, si es posible, con un mínimo de inquietud cultural o, cuanto menos,  alguien honesto que se esfuerce. Y esto se demuestra mejor con un mensaje matutino, que con una cena copiosa en San Valentín

El mensaje tierno

Espero que tus ojos se hayan abierto apacibles para recibir un nuevo día, en el que volveré a yacer a tu lado. Porque ya lo deseo, y tan sólo ha pasado una hora desde que marqué tu frente con un beso. Y, entregada a los brazos de Morfeo, hiciste mella en mi alma, lanzando inconscientemente tus labios.

El texto sensual

Es injusto. Que despierte sin haber podido pasar las yemas de mis dedos sobre tu piel. Es injusto que no pueda recordar el sabor de tu cuerpo, ni los gemidos sordos entre las sábanas. Es injusto despertar férreo, intentándote encontrar para darte los buenos días y desear encontrarte para desearte las buenas noches.

La propuesta carnal

¿Ha sido una fantasía? Creo que soñé que me lamías entero; que acariciabas tus areolas, asiendo fuertemente mi miembro; que me ataste a la cama para jugar con mi cuerpo. Espero que hayas sido tú la que dejó mis sábanas revueltas. Y, también espero que tengas un gran día para que vuelvas a hacerlo.

¡A la ducha!

Una vez que hemos dejado clara nuestra intención, hay que ir a la ducha y esperar su respuesta. Si hemos sonado como suenan nuestros deseos todo irá bien. Y si hay que hacer algo en la ducha para aliviar la excitación matutina, todo irá incluso mejor… Aunque, si no aguantas más, también puedes usar el arte de decir guarrerías para acelerar el encuentro.

Relatos eróticos

No puedo esperar – Relato erótico con música

SIGUE LEYENDO…

Recibe nuestra Newsletter

Y disfruta exclusiva y gratuitamente de:

– consejos
– vibradores
– posturas sexuales
– ofertas y promociones exclusivas
– y los mejores relatos eróticos.

* Información necesaria