[lelo_header_html]
Inicio / SEXO Y RELACIONES / Consejos y sugerencias / La magia del 69: ¡Dale un giro de 180º a tu sexo oral!

La magia del 69: ¡Dale un giro de 180º a tu sexo oral!

Lo que más me gusta de ser adulta es saber jugar como una niña. Sobre todo, el hecho de ser consciente de que el sexo no es dar o recibir, comer o ser comid@, sino disfrutar –a ser posible– al tiempo que mi pareja. Porque sentir el gozo simultáneo es algo mágico. Y saber que la magia no es otra cosa que la instantánea consecución del deseo y que, magia y deseo, tienen –definitivamente– un número común, cuya formulación es tan atractiva como constante y recurrente: (6×9) + (6+9)… Y su resultado es siempre ¡69!

El sexo oral más igualitario es, por gusto o por repulsión, el número en boca de todos. Pero, ¿te gusta y/o sabes jugarlo? Si eres una de esas personas que encuentra problemas para obtener placer y desistes (o finges) en el intento, o simplemente quieres expandir o confirmar tu conocimiento, has llegado al artículo adecuado. ¿Quieres saber cómo gozar con un 69?

69 el mejor Sexo oral

Concentración y coordinación. Estos son los dos enemigos que hombres y mujeres pueden encontrarse ante la postura del Kama Sutra más igualitaria, en tanto a lo que de dominación y sumisión puedan tener las posturas sexuales, y sobre todo, las que se refieren al sexo oral. Felación y/o cunnilingus, el 69 no sólo te sitúa indistintamente sobre o bajo tu pareja, sino que enlaza los cuerpos en perfecta armonía, vinculando los sexos a la caja de resonancia de las palabras –el espacio físico donde tus pensamientos (¡y los de tu pareja!) se convierten en materia–. Pues no hay muchas cosas con tanta magia como cuando las bocas se transforman en el motor de las sensaciones ajenas y, pretenciosas de orgasmos simultáneos, compaginan la seducción para que el sonido del sexo se materialice en gemidos sordos al unísono.

Una vez dicho esto, dejo la lírica de lado y te propongo un viaje al mágico mundo del sexo oral, desde los problemas para concentrarse o coordinar, hasta soluciones con un extra de perversión. Sólo tienes que leer, practicar… ¡y disfrutar!

Vibradores LELO

“El 69 no me gusta porque no me concentro y pierdo la coordinación.”

Si esta es la razón por la que no quieres practicar el 69, seguramente se deba a que te dejas llevar por las sensaciones que te provoca tu pareja. De entrada, he de decirte que no es un mal comienzo. Pues, sin duda, lo que te preocupa es poder proveer placer al tiempo que lo recibes. ¿Cómo coordinar tus sensaciones con tus técnicas?

#1 Comunicación precisa: habla con claridad, describiendo exactamente qué juegos de lengua mantienen tu excitación, sin hacerte perder la cabeza.

#2 Felaciones: Si la felación que recibes te impide coordinar, dile a tu pareja que baje el ritmo de la estimulación. Por ejemplo, si te vuelve loco que juegue con la lengua sobre tu glande, pide que haga succión con los labios. De este modo, no te excitarás tan rápidamente y podrás concentrarte para masturbar y aplicar tus técnicas orales al mismo tiempo.

#3 Cunnilingus: Una receta parecida a la anterior, aunque en este caso podemos generalizar con más acierto. Dile a tu pareja que comience lentamente sobre tu vulva y suavemente por tus labios externos. A partir de aquí, intenta deleitarte mientras provees sexo oral y manual.

#4 Juegos eróticos: También puedes realizar actividades para acostumbrarte, antes de comenzar el 69. Por ejemplo, puedes decirle a tu pareja que empiece a comerte mientras intentas pintarte las uñas o leer un libro en voz alta. Además de pasar un rato súper divertido, te servirá como ejercicio de concentración.

“Coordinar me hace perder la concentración en mi placer.”

En este caso, el problema es exactamente el opuesto al anterior.

#1 Comunicación con tacto: Decirle a tu pareja que su sexo te distrae es algo delicado. Así que intenta proponer juegos añadiendo un plus de perversión.

#2 Felaciones: A veces, una gran felación comienza por una buena masturbación. Pero si esto no funcionase, debes saber que hay muchas técnicas exploratorias enfocadas a la excitación masculina. ¿Sabéis si a vuestra pareja le excita que le toquen o pellizquen los pezones? ¿Han probado el masaje anal? Estas son, sin duda, opciones que pueden implementar la dureza del miembro durante el 69.

#3 Cunnilingus: Aunque parezca mentira, las mujeres lo tenemos más sencillo en este apartado. Las parejas tienen todo un abanico de posibilidades a nuestro antojo sexual para incrementar la excitación durante el sexo oral compartido. A saber lo que nos ponga más: desde vibradores de clítoris, masajeadores para el Punto G y/o plugs anales, hasta mi recomendación personal: bolas chinas vibradoras. Dile que las introduzca y ponga el modo de estimulación con el que te encuentres a gusto, mientras dedica su lengua a tu clítoris.

Bolas chinas

#4 Juegos eróticos: También puedes probar con un clásico sencillo para acomodarte. ¿Te gusta la nata? Ponle nata. ¿Te excita ver algún tipo de lencería o no quieres ver nada? Compra un corsé o un antifaz…

¡Y dale un giro de 180 grados a tu sexo oral! 

Sobre felaciones y cunnilingus:

Sobre Cristina Cano

Cris se unió al equipo de LELO a comienzos del año 2012. Cuando sale de la oficina, suele reunirse con sus amigas para comentar los temas sobre los que ha escrito recientemente. Vive en Madrid, y asegura que es una de las mejores clientas de LELO.

Deja tu comentario